[Yaoi/Angst] PoT: Malentendidos

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Yaoi/Angst] PoT: Malentendidos

Mensaje por kyuunari el Sáb Ene 16, 2016 3:53 am

Primera vez en mi VIDA que escribo de una ship que no es lo mío... Debo admitir que sufrí y disfruté haciendo esto xD (si, lo disfruté)
Por lo mismo no siento que haya quedado muy bien, pero como dije, es la primera vez que escribo de estos dos. Depende si salió decente o no si sigo con esta ship (escribiendo, no shipeando (?))

Nota: La revista SI existe, es muy girly, pero si hablamos de modelos, una revista así es perfecta


Pareja: Perfect Pair (Tezuka/Fuji)


Día 1

Desde ya unas semanas estamos legalmente casados.
Llevamos seis años juntos (y uno viviendo bajo el mismo techo), nuestros amigos están felices con nuestra relación, y hemos sorteado varios obstáculos juntos (mis padres y mi abuelo en especial).

Mas siento que algo falta, algo está mal.

Syusuke es alguien que siempre demuestra los que siente, no importa el momento ni el lugar –en especial si estamos solos en casa– Es quien en general toma la iniciativa (siempre un paso delante mío en ese aspecto) ya sean citas, arma juntas con nuestros antiguos compañeros de club o “actividades nocturnas”… se entiende. Yo no me quejo, y aunque mi rostro no lo refleje a menudo, Syusuke sabe interpretar mis actos, y se lo agradezco de verdad.

Ahora voy camino a casa. Soy quien más tiempo pasa fuera por cosas de trabajo. Mientras él es fotógrafo independiente, yo decidí seguir los pasos de mi abuelo, y ejerzo como inspector de la policía. Por lo mismo, nuestros tiempos no suelen coincidir tanto como quisiéramos. Hoy tuve un turno relajado, apenas son las nueve de la noche. “Finalmente tendremos una cena digna de recién casados” pensé, sacando las llaves de la casa “Syusuke mencionó que quería visitar un restaurant coreano nuevo” Gracias a él he logrado tolerar la comida picante, nunca tanto como él, claro está.

– ¡Estoy en casa! – sin respuesta “¿Habrá salido?” lo normal es escuchar un cálido “Bienvenido, Mitsu” pero nada. No está en la sala de estar, ni en la cocina o en el patio con sus cactus. La última opción era nuestra habitación –el baño queda descartado, no escucho el agua correr– la luz está apagada, pero Syusuke no estaba. Oigo la puerta de la entrada abrirse y bajo a recibir a mi esposo.

–¡Oh! No esperaba verte tan temprano, Mitsu – me dio un beso en la mejilla y rápidamente se dirigió a la habitación.

–¡Espera! Syu… sé que no hemos tenido el tiempo que necesitamos y pensé que hoy podríamos sa-

–Disculpa Mitsu, pero estoy algo cansado – me dijo con una sonrisa vaga – mañana tengo que salir temprano, sesión de fotos en Kioto y estaré unos días fuera, armaré mis maletas y me iré a dormir. Buenas noches – esta vez me besó en la boca, fue uno suave, sin apuros como el anterior. Estaba por seguir y profundizarlo, pero Syusuke me separó y esta vez sí partió.

Me sentí extraño, más bien confundido. Nunca aceptaba un trabajo que implicara un viaje largo sin consultarme, o avisarme con días de anticipación. A él le importa mucho que estemos comunicados y sepamos dónde está el otro. Otra situación extraña fue su saludo. Nuestros besos son largos, y a Syusuke le encanta cuando estoy temprano en casa. Significa más tiempo de sexo para los dos. ¿Hoy? Solo me dirigió unas pocas palabras y se fue. Me pregunto si algo pasó en el estudio en la tarde.

Nuestra posible cena fracasó, pero le tendré algo especial para cuando vuelva de Kioto.



Día 8

El viaje resultó ser más largo de lo que esperaba

lo lamento Mitsu, pero una de las modelos no pudo llegar a la sesión anterior, y ella es indispensable para el proyecto, necesito quedarme unos días más

–Entiendo, solo avísame cuando estés de vuelta para ir a buscarte en la estación

–No te preocupes, lo haré – escucho una risa por parte de Syusuke – Te quiero – y cortó la llamada

…Yo también” fue lo que no alcancé a decir



Día 10

–“¿Esta es la casa de Syusuke Fuji? Llamo de parte de Shogakukan, división de la revista CanCam necesitamos revisar la última sesión de fotos y no logro comunicarme con él vía celular” – ¿No contesta? Eso es raro.

–Disculpe, pero pensé que seguía con ustedes en Kioto – tengo un mal presentimiento

“Lo lamento, pero la sesión terminó hace tres días, pensamos que ya estaría en casa ¿Puede dejar el mensaje? Lo necesitamos lo más pronto posible”

–Entendido, yo le diré

Me dispuse a llamarlo. Tardó un poco en contestar. Dijo que se quedó en Kioto unos días más, pero que ya regresaría a solucionar ese problema en la editorial. Esta vez, solo dijo un escueto “adiós”



Día 13

Syusuke volvió a casa de noche. Trajo consigo varios libros que quería. Pensé que ya todo había terminado, pero no. Esa noche se acostó temprano, solo recibí un “buenas noches” antes de que se durmiera.



Día 25

Hoy tenemos reunión de los antiguos miembros del club de tennis de Seigaku en Kawamura Sushi. La primera desde nuestra boda. Vi a Syusuke alegre. No lo he visto así desde la ceremonia. Todos nos preguntan de cómo ha sido estos días. Él responde que normales, como los de cualquier pareja recién casada.

Estás mintiendo

Todos te creen, y yo no hago nada para corregirte. ¿Tengo miedo a asumir que algo está mal? ¿Quiero resolver esto solo? ¿Quiero creer que tienes razón, y solo imagino cosas? El resto de la noche pasó sin percances. Volvimos a casa y la misma rutina se repitió.

Syu... necesito una señal



Día 40

Estoy cansado.
Nada ha cambiado, o mejor dicho, todo ha ido de mal en peor. Syusuke solo viene a casa a dormir, desayuna primero y se va, llega después de la cena y la rutina se repite. Nuestro matrimonio no está funcionando, y quiero remediarlo.

–Syu… - Lo beso con necesidad luego de atraparlo en la entrada, ya cerca de medianoche. Intenta soltarse, pero me aferro más a él. Quiero que sienta mi amor, que siempre ha estado ahí. Nos dirigimos a nuestro cuarto, entre gemidos ahogados y toqueteos. Abro la puerta y lo recuesto suavemente en nuestra cama. Comienzo a desabrochar su camisa, cuando me doy cuenta de algo.

Syusuke no me dirige la mirada, y su rostro denota tristeza. ¿Soy el causante de esto?

–Lo lamento Mitsu, pero no tengo ganas – esas palabras resonaron en mi mente toda la noche. La noche más desconcertante de todas.

Fuji me está escondiendo algo



Día 49

–Tezuka, tenemos que hablar de algo importante – El hecho de que volvamos a llamarnos por nuestros apellidos es… como poco, alarmante viniendo de Fuji. Nos sentamos en la sala de estar, frente a frente, esperando a que alguno de los dos comenzara – He estado averiguando, y me gustaría que leyeras esto – Me pasó un sobre con algunos papeles. Solo tuve que leer el primero para entender lo que quería.

–… Quieres divorciarte – No podía formularlo como pregunta. Los hechos eran claros y daban sentido a todo lo sucedido en el último tiempo. Esa situación me está produciendo una leve jaqueca, necesito ir a la cocina por agua, pero sé que si me levanto, mis acciones pueden ser mal interpretadas y eso es lo que menos puedo hacer – Si dices que lo has pensado, al menos quiero escuchar tus razones – no me quedaba otra más que decir eso

–Siento que esto fue algo apresurado. No lo pensé bien y te forcé a aceptar mi propuesta y lo que menos quiero es que te sientas obligado – Fuji dejó de mirarme a los ojos – Por eso decidí darte espacio, pero parece que eso tampoco es suficiente – Ahora levantó la mirada y vi sus ojos, que antes eran bloqueados por su flequillo.

Estás convencido de que todo es tu culpa

Pasaron uno o dos minutos –eternos minutos– y finalmente, reí. Fuji me miró extrañado ¿Acaba de pedirme el divorcio y mi respuesta es reírme? Debo estar dando una muy mala impresión.

–Syusuke, quiero que sepas algo – le digo mientras me siento a su lado – nada, absolutamente NADA de esto fue por obligación – Acaricio suavemente sus mejillas, esperando que sintiera mi calor – Aquel día, la boda… fue el día más feliz de mi vida. Nunca pensaré en eso como una equivocación – el recordar nuestros votos me produce una sensación de felicidad pura, y no logro reprimir esa sonrisa que pocas veces cruza por mi rostro. Syusuke es –y será– el único testigo de ellas – Tu eres lo más preciado para mí, y por eso – Tomé esos papeles y los hice pedazos frente a sus ojos – No es necesario este tipo de cosas.

Sus ojos están cristalinos, son lágrimas de alivio, alegría, felicidad. Nos besamos lentamente, reconciliándonos por todo lo ocurrido. Todos los malentendidos se fueron. Todas nuestras preocupaciones se desvanecieron. Solo quedamos los dos, sonriéndonos el uno al otro. Nunca me cansaré de verte feliz.


Siempre te amaré, Syusuke



*kyuunari vuelve a su roca a esconderse*


Última edición por kyuunari el Vie Ene 29, 2016 5:11 am, editado 1 vez
avatar
kyuunari
Novato

Femenino Mensajes : 107
Fecha de inscripción : 02/01/2016
Edad : 22
Localización : Santiago de Chile~

http://kyuunari.tumblr.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: [Yaoi/Angst] PoT: Malentendidos

Mensaje por PurpleTxF23 el Sáb Ene 16, 2016 4:09 am

Este gif refleja lo que siento:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


Me encanta.
avatar
PurpleTxF23
Singles

Femenino Mensajes : 1025
Fecha de inscripción : 10/03/2015
Edad : 23
Localización : En la casa de Hideya Tawada.

http://purplecrimson.tumblr.com/

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.